ARGENTINA


banderargentina.jpg
Mapargentina.jpg



Destino de pilas y baterias usadas


Cuando se produce el derrame de los electrolitos internos de las pilas,arrastra los metales pesados. Estos metales fluyen por el suelo contaminando toda forma de vida (asimilación vegetal y animal).

El mecanismo de movilidad a través del suelo, se ve favorecido al estar los metales en su forma oxidada, estos los hace mucho más rápido en terrenos salinos o con PH muy ácido.

El funcionamiento de las pilas se basa en un conjunto de reacciones químicas que proporcionan una cierta cantidad de electricidad, que permite el funcionamiento de pequeños dispositivos electrónicos. Pero esta ventaja favorable de la autonomía, se contrapone a los efectos negativos de los compuestos químicos empleados para producir la electricidad, ya que en su mayoría son metales pesados, que liberados al medio ambiente producen serios problemas de contaminación.

Las pilas son arrojadas con el resto de la basura domiciliaria, siendo vertidas en basureros, y en otros casos a terrenos baldíos, acequias, caminos vecinales, causes de agua, etc. Para imaginar la magnitud de la contaminación de estas pilas, basta con saber que son las causantes del 93% del Mercurio en la basura domestica, así como del 47% del Zinc, del 48% del Cadmio, del 22% del Níquel, etc.
Estas pilas sufren la corrosión de sus carcazas afectadas internamente por sus componentes y externamente por la acción climática y por el proceso de fermentación de la basura, especialmente la materia orgánica, que al elevar su temperatura hasta los 70º C, actúa como un reactor de la contaminación.





Tipos de tratamientos


Disposición final, sin ninguna modificación, en relleno sanitario: En el caso del usuario que se encuentra en la Ciudad de Buenos Aires o Gran Buenos Aires, las pilas comunes y alcalinas pueden ser desechadas junto con la basura común. Esta basura domiciliaria es dispuesta en rellenos sanitarios pertenecientes al CEAMSE, y según informa dicho organismo, estos rellenos han sido diseñados con técnicas preparadas para recibirlas.
Disposición final, sin ninguna modificación, en relleno de seguridad: Es la que más se utiliza en la actualidad, pero se encuentra limitada por la escasa cantidad disponible de dichos rellenos. Las pilas que se tiran a la basura acaban oxidándose en los vertederos, liberándose el mercurio que contienen y contaminando así suelos y aguas. También puede llagar a convertirse en metilmercurio, un compuesto altamente tóxico.
Tecnologías para la inmovilización de los constituyentes peligrosos : vitrificación, cementación y ceramización, son algunas de las tecnologías que se han propuesto, las cuales presentan diversas variantes técnicas. La utilización o destino de los materiales resultantes, según sus propiedades finales, son los problemas que se plantean.
Exportación : para su tratamiento y/o reciclado en países que dispongan de tecnologías no existentes en Argentina. Es de aplicación el Convenio de Basilea.
Reciclado de componentes : existen a nivel mundial tecnologías para todo tipo de pilas y baterías, pero en el país sólo se encuentra disponible en la actualidad para las de plomo-ácido y las de níquel-cadmio. Cuando se realiza la recogida de esas pilas, se procede a la separación del mercurio en las plantas de reciclaje. El proceso requiere la trituración de la pila, excepto en el caso de las pilas botón, y se introducen en un destilador que se calienta hasta la temperatura adecuada. La condensación posterior permite la obtención de un mercurio con un grado de pureza superior al 96%. De la trituración de las pilas normales se obtiene escoria férrica y no férrica, papel, plástico y polvo de pila. Este último debe seguir distintos procesos para recuperar los metales que contiene.
Todo este proceso requiere un elevado consumo de energía y los tratamientos posteriores para recobrar el resto de componentes exigen una elevada inversión económica no siempre recuperable. Por ello las pilas también se destruyen mediante incineración (desprendiéndose polvo de cadmio, mercurio y cinc) o se disponen en un vertedero controlado (relleno). En cuando a los vertederos, es imprescindible asegurar su estanqueidad para evitar filtraciones indeseables tanto al suelo como a las aguas, mediante láminas impermeabilizantes, lechos de cal y sistemas de recolección de filtraciones.
El mejor reciclaje es la prevención, emplear pilas recargables y la utilización de electricidad o la energía solar.


Tecnología disponible en Argentina


Disposición final, sin ninguna modificación, en relleno sanitario
Disposición final, sin ninguna modificación, en relleno de seguridad
Exportación

Es importante tener en cuenta que en Argentina, todavía no existen lugares autorizados que reciclen pilas o que inmovilicen los constituyentes peligrosos.


Enlaces externos:
Imágenes: http://www.manuelbelgrano.gov.ar
http://argentina.gotolatin.com/ img/icon/MapArgentina.jpg


Recolección y reciclado de pilas


Se estima que en la Argentina se consumen un promedio de 10 pilas por persona por año, cuando se agotan, en general finalizan en la basura común, aunque lo ideal sería la recogida selectiva de las pilas usadas en contenedores específicos y su tratamiento adecuado, constituyendo la solución más lógica y más respetuosa con el ambiente. Una vez recogidas, las pilas se llevan a una planta de reciclaje donde se segregan y se separa los metales peligrosos del resto de materiales que constituyen la pila. Existen pocas plantas de reciclado de pilas porque dicho proceso requiere un elevado consumo de energía y los tratamientos posteriores para recobrar el resto de componentes exigen una elevada inversión económica no siempre recuperable.
En el país las posibilidades quedan acotadas a la utilización de los rellenos de seguridad y al empleo de las técnicas de inmovilización de pilas: vitrificación, cementación y ceramización. Con esto lo único que se hace es aislar el elemento pero el compuesto sigue estando, por lo que se convierte en un pasivo ambiental.
Muchas de las campañas de recolección de pilas que se realizan todos los años en la Argentina corresponden a iniciativas de organizaciones intermedias y al interés de los particulares que se organizan porque reconocen que las pilas son altamente nocivas.
Por ley Nacional N ° 24.051 las pilas son consideradas residuos peligrosos ya que son altamente contaminantes, por lo que su manipulación en grandes cantidades debe efectuarse ateniéndose a la Ley de Residuos Peligrosos y además fija las sanciones económicas y penales para quienes hayan contaminado de modo peligroso la salud, el suelo, el agua, la atmósfera o el ambiente en general. Según el caso, las penas incluyen desde un mes hasta 25 años de reclusión.
No existe todavía una solución total para este problema, pero es importante que colaboremos en disminuir el potencial daño al hábitat y presionemos con leyes que obliguen a que las soluciones y las tecnologías las brinden los que están lucrando con productos que saben que no son inocuos para el ambiente.

Fuente: Artículo de Cristian Frers.
Técnico Superior en Gestión Ambiental y Técnico Superior en Comunicación Social./ Ciudad Autónoma de Buenos Aires.



Procesos de reciclado y recuperación de mercurio de pilas usadas

Los métodos en uso para la recuperación de mercurio (MRT, proceso VOEST, etc.) trabajan por destilación. Las pilas botón primero se desmenuzan en una trituradora o molino a martillo, o bien se colocan en un horno cerrado sin ser desmenuzadas.
Si las pilas se desmenuzan, los molinos deben estar bajo vacío parcial, para que los vapores de mercurio que se producen no escapen incontroladamente, pero pueden ser extraídos y retenidos en filtros de carbón activado. Al material desmenuzado se le agrega cal en polvo para prevenir explosiones. Cuando la carga consiste en pilas no trituradas, las sustancias orgánicas son pirolizadas en la fase inicial de la destilación.
La destilación del mercurio requiere que las pilas estén abiertas y por encima de 600 a 650º C, aproximadamente 24 horas. En función de prevenir explosiones también aquí, el interior del horno está bajo una atmósfera de un gas inerte (N2). El vacío en la destilación acelera la evaporación y previene el escape de vapores conteniendo mercurio.
El mercurio evaporado se extrae con el gas de escape y se pasa por un refrigerante, el cual lo condensa a2-6º C. El gas residual, el cual contiene trazas de mercurio y otras sustancias, se quema afuera a 850-950º C, pasa por filtros de carbón activado y se purifica. En este trayecto el límite de emisión establecido para el mercurio es de 0.2 mg/m3.
En el gas residual se han detectado concentraciones menores a 0.1 mg Hg/m3. Los residuos de la destilación contienen aproximadamente 0.3 ppm Hg (0.3 mg/Kg).
Si la instalación procesa solo pilas de óxido de mercurio, el residuo de la destilación puede disponerse en vertederos especiales. Si en la carga están incluidas pilas botón de óxido de plata, la plata pasa al residuo, el cual por razones comerciales deberá ser reprocesado ahí mismo o en otra instalación.

Reciclado de baterías de Ni/Cd

Existen diferentes tipos de baterías de Ni/Cd: pilas abiertas y selladas (cilíndricas y botón).Según el tipo y el tamaño de la pila, el Cd que contienen varía entre un 6 y 20 % de su peso total. El reciclado de estos baterías en Europa, se basa alternativamente en un proceso térmico o hidrometalúrgico.
Hay una planta establecida por NIFE en Oskarshamn, Suecia, y otras dos instaladas por SNAM/SALVAMen Lyon y en Viviez, Francia. En 1990 TNO/NL desarrolló un proceso hidrometalúrgico para recuperar Cd y Ni de estas pilas.
El proceso NIFE es principalmente para las pilas abiertas con placas tipo bolsillo y comprende los siguientes pasos:
- Se vacía el electrolito.
- Se desarma la pila separando el electrodo positivo (Ni) delnegativo (Cd).
- Los electrodos negativos que contienen níquel, hierro y grafito se venden a las fundiciones de acero.
- El sedimento del envase de acero de la pila, rico en cadmio y níquel, se trata en dos etapas. Con ácido sulfúrico se lleva el sedimento a una solución que se vuelca donde se realiza el proceso de reciclado químico y luego se lava el envase con agua. El agua de lavado se reutiliza para hacer nuevas soluciones para el tratamiento ácido y los restos de acero se venden.
- Los materiales plásticos del envase se tratan de la misma manera que el acero, y el plástico una vez lavado se desmenuza para su venta.
- Las placas negativas (electrodos de cadmio) conteniendo principalmente cadmio y hierro se sumergen en agua para remover trozos de carbono formados por el contacto de las placas con el aire. Las placas se introducen luego en un horno a 850 ºC donde se destila el cadmio. El metal se condensa y recolecta en un recipiente para ser usado como materia prima en la producción de electrodos de cadmio.

- Las pilas de formas cilíndricas o botón se colocan en un horno y se llevan a 400-500 º C en una atmósfera con un leve exceso de oxígeno. En esta etapa de la pirólisis el material plástico se descompone en gases los cuales se queman a 900º C con exceso de aire. Los gases residuales se lavan para remover compuestos clorados y algunos fluorados presentes. Luego se eleva la temperatura del horno a 850º C y se destila el cadmio. Los residuos de la destilación contienen un 50 % de níquel.
El aire de ventilación se filtra y las emisiones de cadmio no deben superar los 20 ug Cd/m3. El proceso contempla un tratamiento posterior para los filtros de aire y los barros generados.


Fuente: Artículo publicado en Mercado Libre
http://articulo.mercadolibre.com.ar/MLA-26100081-pilas-usadas-para-reciclar


ARGENTINA: Bacterias se comen pilas alcalinas


Bacterias que se alimentan de azufre pueden ser la solución a la contaminación que provocan las pilas alcalinas en desuso, aseguran científicos de la argentina Universidad Nacional de San Martín, Buenos Aires. Desarrollaron un reactor experimental tras aislar la bacteria Acidithiobacilus thiooxidans, que habita en las australes termas de Copahue, provincia de Neuquén, que ya se empleó en la metalurgia del cobre y del oro con buenos resultados. Es así que colocaron las bacterias en el reactor con pilas desechadas y después de un determinado período, los microorganismos transformaron el azufre en ácido sulfúrico disolviendo completamente a las baterías.
Lo importante es que todos los restos metálicos pueden recuperarse mediante técnicas de electrólisis.
Se comprobó que el reactor mencionado funciona bien y podría ser utilizado a gran escala por su bajo costo y escaso impacto ambiental, dijo el biotecnólogo Gustavo Curutchet, de la Universidad de San Martín.
Enlace externo:
www.tierramerica.net/2003/0922/ecobreves.shtml




Disposición final de pilas en Mendoza


La Municipalidad de Mendoza está desarrollando un programa de disposición final de las pilas y micro pilas que sea capaz de cumplir con dos premisas básicas: la reutilización de los elementos y la eliminación de todo peligro futuro de contaminación. Las pilas, micropilas y baterías recolectadas son colocadas en bolsas de plástico de 100 micrones de espesor y de 5x2Ox2O cm de dimensiones máximas. Previo a su extracción de aire y posterior sellado, se les incorpora tres agentes químicos estabilizadores que eliminan lo peligroso de los componentes de cualquier tipo de pila. Luego, las bolsas son depositadas en un molde para la fabricación de bloques intertrabados para la realización de pisos, en espacios al aire libre (caminos, paseos, plazas, etc.) o para la obtención de pavimentos articulados en playas o calles. El perfecto sellado de los elementos evita mediante tres barreras de seguridad su posible filtración y contaminación.
Según El Centro de Investigación de Ingeniería Ambiental de Argentina, se encontraron tres agentes estabilizadores que neutralizan el plomo, el mercurio, el ácido sulfúrico y el cadmio, principales componentes contaminantes de las distintas pilas o baterías que existen en el mercado:

  • Para el plomo actúa como neutralizador los sulfuros de sodio (Na2 S)
  • Para el ácido sulfúrico, el agente estabilizador es el hidróxido de Sodio (Na OH)
  • Para el cadmio, el agente de estabilización es el carbonato de sodio (Na2 CO3)
  • Para el mercurio, el agente de estabilización es el sulfuro de sodio (Na2 S)
  • Es importante señalar que usando como neutralizadores o estabilizadores al sulfuro de sodio, hidróxido de sodio y carbonato de sodio, en partes iguales, tendremos la seguridad de inhibir a los elementos contaminantes de cualquier tipo de pila o batería, sin necesidad de realizar la clasificación previa de las mismas, a veces dificultuosa por el estado de deterioro de su cubierta y por los riesgos de su manipuleo.Es importante señalar que usando como neutralizadores o estabilizadores al sulfuro de sodio, hidróxido de sodio y carbonato de sodio, en partes iguales, tendremos la seguridad de inhibir a los elementos contaminantes de cualquier tipo de pila o batería, sin necesidad de realizar la clasificación previa de las mismas, a veces dificultuosa por el estado de deterioro de su cubierta y por los riesgos de su manipuleo.Es importante señalar que usando como neutralizadores o estabilizadores al sulfuro de sodio, hidróxido de sodio y carbonato de sodio, en partes iguales, tendremos la seguridad de inhibir a los elementos contaminantes de cualquier tipo de pila o batería, sin necesidad de realizar la clasificación previa de las mismas, a veces dificultuosa por el estado de deterioro de su cubierta y por los riesgos de su manipuleo.
Enlace externo:
www.lions.org.br/circle/articulos/pila**pilas**.htm

ECOVOLTA

Una ONG educativa y ambientalista

pilas_usadas.jpg


Ecovolta es un emprendimiento argentino. Habitualmente nos preguntamos: ¿qué hago con las pilas usadas?
Esta ONG nos orienta diciéndonos:
Desecha tus pilas usadas en lugares de recolección y en el caso de no saber dónde hacerlo, debes tener en cuenta las siguientes indicaciones:
  • Guarda tus pilas usadas en botellitas de plástico (500 cm3) con su tapa, que son las botellitas de gaseosa o agua mineral.
  • Se reciben hasta dos botellitas por persona.
  • Todos aquellos que tengan más de 2 botellitas, comunicarse al. 4381-0808
  • Junto con tus pilas te pedimos una donación (www.ecovolta.org.ar) pues de esta manera podremos entre todos conservar la tan preciada agua que tenemos.
Con las pilas usadas y los materiales donados se fabrica el ECOBANCO. Una vez terminado el ECOBANCO es donado a una escuela.

IMPORTANTE
No se reciben: pilas sueltas, en cajas, en recipientes de plástico que no sean botellas de 500 cm3, en recipientes metálicos, en botellas o recipientes de vidrio.

Recolección

Sólo los viernes de 17 a 18 horas: en Pte. Perón 1140, a dos cuadras del obelisco. Ciudad de Buenos Aires
Sólo los jueves de 10 a 12 horas: en Uruguay 740 CGPc1.Ciudad de Buenos Aires
OHM - lunes a viernes de 9 a 19 horas y sábados de 10 a 12 Hs en Paraná 119, aproximadamente a cuatro cuadras del Obelisco.
Ciudad de Buenos Aires; (preguntar por Guillermo EXCLUSIVAMENTE).

Otros lugares donde se pueden llevar las pilas usadas:

BULONERA ANSALDI
Av. B. Rivadavia 399 - Avellaneda
Lunes a viernes - Horario 8,30 a 13 hs y 14 a 18 hs

KIOSCO DE DIARIOS
Sobre Belgrano, entre Luis S. Peña y San José – Barrio Montserrat
Todos los días de 5 a 14 hs

DAISUKI PILAS
José María Moreno 777 - Barrio Caballito
Lunes a sábado de 9,30 a 13 hs y 16 a 20 hs

OHM - ELECTRÓNICA - ELECTROMECÁNICA
Paraná 119 - Barrio San Nicolás
Lunes a viernes de 9,30 a 19 hs
Sábados de 9,30 a 13 hs

No se reciben:

Pilas sueltas
Pilas en cajas
Pilas en recipientes de plástico que no sean botellas de 500cm
Pilas en recipientes metálicos
Pilas en botellas o recipientes de vidrio.

Centros de recolección independiente


Recibimos pilas sueltas que pueden ser depositadas en las urnas que podes encontrar en los siguientes lugares. Luego serán llevadas a "Ecovolta".

Instituto Superior del Profesorado JOAQUIN V. GONZALEZ
Av. Rivadavia 3577 – Barrio Almagro
Lunes a viernes - Horario 9 a 22 hs
Fotocopiadora del Centro de Estudiantes – 1er piso

Fuente:
MARIA EUGENIA FRANCISCO
Asociación "Podemos Todos" Argentina
podemos.todos@yahoo.com.ar
www.fotolog.com/podemos_todos