CONTAMINACIÓN MARÍTIMA


external image e1f9a01ecb9e275d2c224271f75a3038.jpg

La contaminación marítima se define como: la introducción de sustancias y energías en el ámbito marino que produzcan efectos tan perjudiciales como dañar a los seres vivos, peligro para la salud humana, obstáculo a las actividades marinas, deterioro a la calidad del agua de mar para su uso y reducción de los lugares turísticos.
Parte de este aporte es deliberado en la aguas del océano, mientras que otros lleguen a él en forma indirecta a través de los ríos, provocando la intoxicación de los peces.
El mar se contamina además cuando los barcos que transportan crudos petrolíferos tienen accidentes y estas materias altamente contaminantes caen al océano, los hidrocarburos por no ser miscibles con el agua, flotan en ella formando una capa de espesor variable, que se mueve al ritmo de las corrientes marinas y una parte de este producto se disuelve y el resto termina contaminando las playas.
Para prevenir esta contaminación se debe usar y desperdiciar menos petróleo en áreas ecológicamente sensibles, tratar el petróleo derramado con sustancias químicas dispersantes rociadas desde aviones, usar barreras mecánicas para evitar que el petróleo llegue a la playa.
El océano es actualmente el basurero del mundo, lo cual traerá efectos negativos en el futuro; delfines, leones marinos y tortugas de mar, mueren cuando ingieren o se quedan atrapados por bolsas, sogas, tazas y otras formas de basura plástica arrojados al mar.
Desde siempre el hombre ha volcado sus desechos en las aguas siendo estos fuentes naturales que disponemos, tanto en los mares, lagos, ríos, agua de lluvia y aguas subterráneas.

external image petroleo003.jpg

El agua es un elemento vital para la alimentación por eso requiere una mayor higiene; hay exigencias que están siendo cada vez menos satisfechas, por su contaminación, lo que reduce la cantidad y calidad de agua disponibles como también sus fuentes naturales.
Los agentes patógenos como bacterias, virus, parásitos, protozoarios que entran al agua provenientes de desechos orgánicos; sustancias químicas inorgánicos como ácidos, compuestos de metales tóxicos que envenenan el agua; entre otros que aportan a la contaminación del agua.
Cuando el agua freática llega a contaminarse no puede depurarse por sí misma, como el agua superficial, debido a que los flujos de agua freática son lentos, esta es una fuente vital de agua para beber y para el riesgo agrícola.
Para que se de la contaminación del agua subterránea es por escapes o fugas de sustancias químicas desde tanques de almacenamiento subterráneo; infiltración de sustancias químicas orgánicas y compuestos tóxicos desde rellenos sanitarios y desde lagunas para almacenamiento de desechos industriales localizados por arriba o cerca de los acuíferos.
La población humana crece y así mismo va aumentando la contaminación en el cual han desapareado especie de animales y vegetales para siempre; la mayoría de las áreas costeras del mundo están contaminadas y sin embargo el hombre utiliza el mar para el comercio, la pesca; es hora que cada persona cambie de actitud interna hacia su ambiente respetando sus valores y derechos.

Enlaces externos:
www.diariocorreo.com.ec/archivo/2008/05/25/contaminacion-de-agua-y- mares
www.deia.com/cache/ fotos/


El Río Matanza- Riachuelo

Jamás lo podermos limpiar si no lo dejamos de ensuciar

ríomatanza.jpg
Por María Luisa Sarli

La degradación de la cuenca del Río Matanza-Riachuelo afecta aproximadamente a cinco millones de personas. Existen miles de industrias que descargan allí sus efluentes, la mayoría de ellos sin haber recibido los adecuados procesos de depuración.
El Río Matanza-Riachuelo es considerado uno de los más contaminados del mundo. Debido a que en su cuenca se localizan alrededor de tres mil industrias, sus aguas reciben diariamente 88.500 metros cúbicos de desechos industriales, además de 368.000 metros cúbicos de aguas residuales domésticas. El 30 % de la contaminación proviene de las industrias farmacéuticas, químicas y petroquímicas, y un 3 % de la industria de bebidas alcohólicas y curtiembres.
La contminación del Riachuelo
no es reciente, pues se inició en los siglos XVII y XVIII debido el auge de los saladeros, los cuales ya desde entonces arrojaban los residuos orgánicos a sus aguas. El primer intento de saneamiento del río fue en 1830, cuando se prohibió tirar en él los desperdicios de los saladeros. En 1872 debido a la epidemia de fiebre amarilla los saladeros fueron erradicados y las aguas del río se limpiaron a tal punto que hasta se organizaban en él regatas. Pero más tarde volvió a contaminarse debido a la instalación en su cuenca de los primeros frigoríficos, industrias y las sustancias contaminantes aportadas por los barcos que circulaban en la zona de la Boca.
Debido a que el río y sus arroyos afluentes atraviesan numerosos partidos bonaerenses, existen distintas legislaciones con respecto al control de su contaminación. Sobre la cuenca del Río Matanza-Riachuelo
tienen jurisdicción nueve entes nacionales, ocho provinciales, ocho de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y catorce municipios. Demasiados entes, pero ninguna solución, sólo algunos proyectos.
Las empresas continúan volcando a diario sus residuos tóxicos en él, y se sabe que ochenta de las tres mil que existen a su alrededor son las responsables del 80 % de la contaminación. De modo que nunca se podrá limpiar lo que no se deje de ensuciar.


Enlace externo:

www.espacioblog.com/geotecnologia/post/2006/07/26


Informe sobre el río Reconquista


Posee la peor situación sanitaria del área metropolitana

rioreconquista.jpg


El trabajo, presentado por la Defensoría del Pueblo de la Nación, fue realizado en conjunto con varias universidades y ONGs. "Es otro río muerto, una cloaca a cielo abierto llena de basura, efluentes cloacales y residuos industriales", sostiene. La contaminación afecta a 4 millones de personas, ya que atraviesa 18 municipios bonaerenses.
La Defensoría del Pueblo de la Nación presentó esta tarde un informe sobre la contaminación de la Cuenca del Río Reconquista, un extenso curso de agua que atraviesa 18 municipios bonaerenses.
El ombudsman, Eduardo Mondino, dijo que el Reconquista "es otro río muerto, una cloaca a cielo abierto llena de basura, efluentes cloacales y residuos industriales".
Las apreciaciones surgen de la primera parte de un trabajo realizado en forma conjunta con profesionales de las universidades de Morón, General Sarmiento y Luján, el Museo Argentino de Ciencias Naturales y un grupo de Organizaciones No Gubernamentales.
El río Reconquista nace en el partido de Marcos Paz, en el oeste bonaerense, por la confluencia de los arroyos Durazno y Las Chozas.
La cuenca comprende 134 cursos de agua. Atraviesa 18 municipios bonaerenses, en los que viven más de 4 millones de personas –casi el 13% de la población del país- y alberga a 12 mil industrias.
Según el informe presentado, los principales factores de contaminación se deben a la actividad industrial -ya que las empresas arrojan residuos sin tratamientos-, a los vertidos cloacales de viviendas y a los desechos de camiones atmosféricos. La conjunción de esos factores, hace que la región posea "la peor situación sanitaria de todo el área Metropolitana".
La Defensoría alertó acerca de que los más de 4 millones de habitantes, casi el 13% de la población del país, son altamente vulnerables a los peligros ambientales presentes.
Del informe se desprende que esos peligros son: "la contaminación del agua, del aire y del suelo, la falta de infraestructura sanitaria, la mala gestión de residuos sólidos, la colisión y falta de aplicación de las numerosas normas vigentes, el crecimiento improvisado y el incumplimiento de los programas internacionales específicos".
Además, informó que la responsabilidad de esta cuenca en la contaminación del río de La Plata es del 22% del total de contaminación de este río internacional.
Entre las sustancias encontradas en el análisis, se hallaron 12 de los peores contaminantes del planeta.
Las enfermedades derivadas de la contaminación del río pueden ser cefaleas, debilidad muscular, alteraciones cardíacas, afecciones cutáneas, trastornos digestivos, hipertensión, deterioro del sistema nervioso central, cáncer, y mal formaciones, entre otras.
La Cuenca del Reconquista está recibiendo en la actualidad el mayor impacto ambiental de toda la Región Metropolitana y los partidos aledaños: más de 22 municipios entierran sus residuos en el partido de San Miguel, lo que equivale a 340.000 toneladas al mes.
Mondino criticó la ausencia de un "control efectivo" sobre las actividades contaminantes y la falta de participación de los gobiernos locales en la gestión integral de la Cuenca. "Sólo una gestión ecosistémica logrará considerar la realidad como un proceso a modificar", concluyó.

Enlace externo:
www.clarin.com/diario/2007/04/09


Contaminación en el Río de la Plata

external image 2777.jpg


El tan nombrado y conocido Río de La Plata, es uno de los más anchos del mundo y también uno de los más contaminados. Como todos los años llega el verano y las altas temperaturas, así la gente busca paliar el calor corporal con cualquier reserva de agua cercana y vuelven las recomendaciones de no ingresar a las aguas del contaminado río, desde el Tigre hasta Magdalena, cada costa tiene su cartel de advertencia y prohibición de bañarse, pero como hasta ahora, la gente pocas veces respeta esas limitaciones que más que ser una prohibición caprichosa, tiene una finalidad sanitaria. Sí la gente ve los carteles, los lee, ve los residuos, excrementos, roedores, toallitas femeninas, pañales, preservativos, etc., pero igual se bañan en las contaminadas aguas, algunos incluso concurren con criaturas a las que sumergen en esas aguas.
Pero poco se habla de la real contaminación del río, porque todos sabemos que en él se descargan los residuos cloacales, pero no es ese el único ni el más peligroso contaminante.
Hoy el río es a la vez bebedero y cloaca al mismo tiempo, sin que exista una política global científica que trate el tema con la seriedad que se merece, esto pone en grave riesgo las capas freáticas que cobijan el agua que todos bebemos. Históricamente la zona costera y sus aguas tanto para la navegación como para la pesca fueron un motivo para el desarrollo y asentamiento de la población de Buenos Aires.
El río recibe los afluentes de los ríos Paraná y Uruguay formando la cuenca del Río de La Plata, la segunda en América Latina, que representa el 80% de la disponibilidad del agua dulce de la República Argentina. El lixiviado de los enormes montones de basura penetra en la tierra, y así se contaminan las napas y los cauces subterráneos naturales de agua potable cercanos a la ciudad. Todo esto ocurre porque no existe un programa a gran escala ni a pequeña que trate las aguas antes de ser servidas in natura. Como si los ríos se autodepuraran como los mares a una velocidad mayor de lo que reciben, siendo todo lo contrario.
Desde hace años el Río de La Plata ha sufrido modificaciones morfológicas que alteraron su constitución física de forma irreversible. Sus fondos se han ido alterando progresivamente y a fuerza de un costoso dragado se mantiene abiertos los canales de navegación de los barcos de transporte.
En junio de 1992 más de 178 Estados adoptaron en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Medio Ambiente y Desarrollo la Agenda 21, por consenso. La Agenda 21 comprende cuatro secciones: dimensión social y económica, conservación y manejo de recursos para desarrollo, fortalecimiento del papel de los principales grupos, y medios de implementación. El capítulo 17 de la Agenda (Protección de los Océanos, todo tipo de mares, incluyendo áreas cerradas y semi-cerradas y protección, uso racional y desarrollo de sus recursos vivos) incluyendo al MANEJO COSTERO INTEGRADO.
Una difusión defectuosa de los conocimientos es una de las razones más importantes de la destrucción constante de paisajes y recursos costeros. Muchos de los problemas de la costa del Río de la Plata pueden imputarse al hecho de que la información o los conocimientos necesarios nunca han llegado a los destinatarios correctos.
La Gestión Integrada es un proceso largo y gradual que lleva consigo ciclos de desarrollo y ejecución de políticas. Para que el proceso produzca realmente efectos, es preciso evaluar su eficacia con regularidad y adoptar medidas para modificar los métodos cuando sea oportuno. En la evaluación del estado de la zona costera deben estudiarse los sistemas sociales, ecológicos y económicos, su estado y la dirección y velocidad de los cambios que registra tal estado.
En medio de todo esto, existe una realidad más cruel, el río está contaminado con P.C.B. sí el famoso refrigerante cancerígeno de los transformadores de electricidad, y no solo el río, están contaminados los sábalos que allí se pescan.
Un informe determinante en este sentido, fue elaborado por el científico, Juan Carlos Colombo, Director del Laboratorio de Química Ambiental y Biogeoquímica, Profesor FCN Y M, UNLP e investigador CIC, sobre los contaminantes orgánicos persistentes en el Río de La Plata, un informe sumamente interesante que arribó a las siguientes conclusiones:
 Las descargas de efluentes mixtos (cloacales e industriales) son fuentes principales de PCBs en el área costera.
 Los sedimentos y barros finos son el destino inmediato de esta carga.
 La materia floculenta y orgánica rápidamente sedimentada a partir de los efluentes sería la fuente principal de contaminación de los Sábalos.
 Los Sábalos son eficientes acumuladores de PCBs y ruta crítica de contaminación para el hombre => restricción de consumo (veda).
 Los niveles de PCBs en sedimentos y Sábalos aumentaron 2-3 veces en el último año en respuesta a la intensificación de las descargas.
 Modelos de Fugacidad I indican aportes de 200-400 kg de PCBs en la zona costera desde Bernal a Hudson (36 km2).
Dicho en criollo, el agua está peligrosamente contaminada y los peces son un medio de contaminación, ahora bien, uno puede pensar que desde las autoridades municipales se ha tomado alguna medida al respecto, pero la realidad es que en las extensas costas que tiene el río, nadie ni siquiera el Gobierno de La Ciudad de Buenos Aires, ha tomado los recaudos necesario, no solo para evitar que algunos que viven de la pesca y no solo la practican se contaminen, sino para evitar que estos pescados contaminados sean vendidos.
De esta investigación surgió un dato muy interesante, una conocida cadena de supermercados, fue filmada en la costa de Quilmas en momentos que concurrían a buscar sábalos, el testigo quien teme por su seguridad no quiso entregar copia del material, pero sí suministro algunos datos interesantes, en una recorrida personal por las costas del río pude comprobar al charlar con eventuales pescadores que estos desconocen el alto riesgo al que se exponen al comer estos pescados, tampoco existe en la Prefectura Naval Argentina indicación desde el Gobierno de controlar que no se efectúen capturas para alimentación personal, responsabilidad indelegable del Estado de cuidar la salud de la población.
Esta investigación no ha concluido, tal vez sí en lo que hace a la contaminación del río, pero estaré allí donde algunos inescrupulosos buscan esta mercadería barata para obtener personalmente las imágenes de esta peligrosa maniobra, como también resta investigar si muchos de esos sábalos contaminados son mezclados con sábalos del Norte y así simular una calidad distinta y libre de contaminación, una alta fuente del gobierno off de record, dejó una pista a seguir al respecto, ya que al parecer no solo sábalos contaminado se consumirían en el país, sino que se exportarían a un conocido país de África.
Pocos han querido hablar del tema y más aún colaborar, debo agradecer parte de la información técnica a la Concejal de Quilmes Miriam Magdaleno, quien por lo que he investigado ha desarrollado una gestión excelente en cuanto a cuidar el medio ambiente y a estado en contacto con los vecinos víctimas del P.C.B., tal vez en su humildad personal crea que solo cumplió con su trabajo, pero eso no lo hace menos meritorio, máxime teniendo en cuenta que conforma un bloque unipersonal en medio de una mayoría que al parecer estaban en otra cosa o protegiendo otros intereses. Como periodista y como ciudadano debo decirle gracias por su gestión y a los que sigan que continúen un camino ya marcado, son muchos los vecinos de Quilmes, Berazategui, Avellaneda, Ciudad de Buenos Aires, Olivos, etc., que necesitan saber exactamente los cuidados que deben tomar en el río, sí esto no solo afecta a las clases medias o bajas, aquellos que navegan sus aguas también pueden estar indirectamente en contacto con estos problemas que presenta el río.

MARCELO RICARDO HAWRYLCIW
PERIODISMO DE INVESTIGACIÓN
FELAP N° 496
Enlaces externos:
elinvestigador.blogcindario.com/2005/11/00006
Imagen: www.educ.gov.ar/. ../2777



Los problemas de agua en América Latina

Argenpress.info- Marzo 2004

77 millones de personas carecen de acceso a agua potable: La región ha logrado grandes avances en las décadas recientes. El porcentaje de personas en América Latina y el Caribe con servicios de agua corriente se ha incrementado del 33 por ciento de la población en 1960 al 85 por ciento al año 2000, lo cual deja aún a 77 millones de personas sin acceso a agua potable: 51 millones en áreas rurales y 26 millones en las áreas urbanas.100 millones de personas carecen de saneamiento: El porcentaje de la población con conexión a servicios de saneamiento entre 1960 y 2000, en América Latina y el Caribe, aumentó del 14 al 49 por ciento. Aproximadamente 256 millones de personas utilizan letrinas y fosas sépticas y 100 millones de personas no tienen acceso a servicio de saneamiento alguno.
Falta de tratamiento de aguas de desecho: Menos del 14 por ciento de los residuos cloacales proveniente de viviendas es tratado en plantas de saneamiento, incrementando el riesgo de daños ambientales a largo plazo. El resto de los residuos cloacales es descargado sin tratamiento en las corrientes de ríos, lagos, acuíferos subterráneos y océanos.

external image contaminacion_de_los_rios_mortandad_de_peces_por_contaminacion.jpg
Gran desigualdad en los precios del agua: En el año 2000, las estadísticas mostraron que los pobres pagaron entre 1.5 y 2.8 veces más por el agua que las familias de mayor solvencia; así como en un porcentaje mayor en relación a sus ingresos. Asimismo los pobres reciben una peor calidad de agua, incrementando así el riesgo de contraer enfermedades diarreicas, que pueden causar la muerte cuando afectan a los niños.
Graves restricciones financieras en países ricos, de mediano ingreso y pobres del hemisferio Occidental limitan por igual las habilidades de los gobiernos nacionales y locales para encarar todas sus necesidades de agua de una manera simultánea, forzando así decisiones que deben involucrar a los grupos interesados, es decir, aquellos que usan el agua para beber, para saneamiento, para la industria y para la agricultura. Algunas de las alternativas han incluido el establecimiento de fondos solidarios, asociaciones público-privadas, la participación comunitaria y otros esquemas financieros alternativos.
Aguas subterráneas: Importantes acuíferos en el oeste de Estados Unidos, México y América del Sur son amenazados por la sobreexplotación y la contaminación. En América del Sur, del 40 al 60 por ciento del agua proviene de acuíferos que enfrentan la contaminación siempre en aumento producida por el incremento de la actividad minera y agrícola. En México, 102 de los 653 acuíferos son sobreexplotados, siendo la fuente principal de abastecimiento de agua para el 65 por ciento de la población. En algunas áreas los campesinos se han visto forzados a cambiar sus siembras de algodón a la menos lucrativa siembra de granos para forraje, debido a la insuficiencia de agua en los acuíferos para la siembra de algodón.
Contaminación de Lagos y Ríos: Muchos de los principales lagos y cuencas de ríos desde América del Norte hasta América del Sur se encuentran bajo una gran presión debido al incremento en la población y décadas de desarrollo agrícola e industrial; entre los que se encuentran los Grandes Lagos en Estados Unidos y el Lago de Chapala en México.

external image basuramar.jpg

Huracanes y los efectos de El Niño: En décadas recientes, ha aumentado significativamente la población en las zonas costeras que están en la ruta de los huracanes, incrementando el riesgo de mortandad y pérdidas económicas. En 1998, el huracán Mitch causó la muerte de 9,000 personas en Centro América, la pérdida de $6,000 millones de dólares en daños y alteró temporalmente al 75 por ciento de la población hondureña. Un líder político comentó que esa tormenta por sí sola destruyó 75 años de progreso económico. Los efectos periódicos de cambios en la corriente del Océano Pacífico frente a la costa de América del Sur, conocidos como El Niño, provoca periodos de grandes sequías y tormentas severas alternadamente y en gran escala, en áreas altamente pobladas tanto en América del Norte como en América del Sur. Si se desarrollan cambios en los escenarios del clima, como creen algunos científicos, los huracanes se volverán más potentes y causarán mayores daños.
Temas transfronterizos: En las Américas, los problemas transfronterizos de agua son frecuentes: entre Canadá y Estados Unidos, entre México y Estados Unidos, entre países de Centro América, entre Brasil, Paraguay y Uruguay. Incluso países ricos como Canadá y Estados Unidos no han desarrollado aún un plan para limpiar los Grandes Lagos, que sufren de sedimentos contaminados debido a décadas de desarrollo industrial y agrícola, que actúan como tóxicos en peces y otras fuentes de alimento. Al mismo tiempo unas 160 especies exóticas, tales como la lamprea de mar y el mejillón cebra, han sido introducidas en ese sistema acuático y están perjudicando a las especies autóctonas.
La riqueza no significa agua limpia: Las regiones de Norteamérica no están exentas de problemas de agua a pesar a su status entre los países más ricos. Por ejemplo, en Estados Unidos, el 21 por ciento de las cuencas tienen problemas serios de calidad de agua, mientras que otro 36 por ciento tienen problemas moderados. Más de dos tercios de la población total de Estados Unidos, 218 millones de personas, viven en las cercanías de un lago, río, arroyo o área costera contaminada.

basuraagua.jpg

Enlaces externos:
www.geocities.com/lospobresdelatierra/ecologia/problemasdeaguaal
Imágenes:
www.biodisol.com/wp-content/ uploads/2008
www.espacioblog.com/. ../basuramar.jpg


Contaminación por las papeleras

¿Qué pasa con las papeleras Argentinas?
La polémica por la instalación de las fábricas de pasta de celulosa en Uruguay tiene un costado hasta ahora oculto: lo que sucede de este lado del río. Aquí, una investigación de la industria local de papel. Son diez empresas que en su mayoría usan tecnología contaminante. Dónde están y cuáles son las denuncias en su contra. Los casos que lleva Final del formulario Hay otras papeleras, que es como decir: hay otra historia. Las otras papeleras son las que, silenciosamente hasta ahora, vienen produciendo y en muchos casos, según denuncias, contaminando en la Argentina. Las más conflictivas son Alto Paraná y Celulosa Puerto Piray, en Misiones; Celulosa Argentina, en Capitán Bermúdez; Ledesma, en Jujuy; y Papelera del Tucumán. Este último caso es el único donde cabe anotar una victoria en la lucha por preservar el medio ambiente, ya que la Cámara Federal de Tucumán dispuso el procesamiento de los directivos de esa empresa.
En la otra historia que enseñan estas papeleras, el problema de la contaminación no se reduce a la tecnología empleada (el debate central en torno de las plantas de Uruguay) sino que, aun antes de que haya empezado a funcionar la primera máquina, empieza en el desastre ambiental que pueden causar las plantaciones de pinos foráneos –como se denuncia en Misiones- o en las enfermedades causadas por el bagazo usado como materia prima –como se denuncia en Jujuy–. Las denuncias sobre Misiones ejemplifican la “piedra libre” que las empresas estarían en condiciones de lograr, no sólo por la inacción de las autoridades reguladoras sino por la extorsión de hecho a la que pueden ser sometidas las poblaciones cuando sus fuentes tradicionales de subsistencia –por caso, el cultivo de yerba mate– les han sido sustraídas.
Hay que empezar por aclarar que las denominadas papeleras, tanto las que son tema de esta nota como las que se construyen en Fray Bentos, en rigor son fabricantes de pasta de celulosa, que pueden a su vez utilizar este producto para producir papel –es el caso de Ledesma, o el de Papel Prensa– o bien venderlo como materia prima a otras empresas, éstas sí fabricantes de papel. En la Argentina, las fábricas de pasta de celulosa son: Alto Paraná (Puerto Esperanza, provincia de Misiones); Papel Misionero (Capioví, Misiones); Celulosa Puerto Piray, en esa localidad misionera; Papelera del Tucumán (Lules); Ledesma (Libertador General San Martín, Jujuy); Papelera del NOA (Palpalá, Jujuy); Celulosa Argentina (Capitán Bermúdez, provincia de Santa Fe); Papel Prensa (San Pedro, provincia de Buenos Aires); Massuh (Quilmes, Buenos Aires); y Productos Pulpa Moldeada (Cipolletti, Río Negro).
Varias de ellas no registran objeciones destacables desde el punto de vista ambiental. En todos los casos esto puede explicarse por las particularidades técnicas de su producción. Massuh, Papel Prensa, Productos Pulpa Moldeada y Papelera del NOA fabrican pasta para papel de inferior calidad (embalajes, impresión de diarios, etcétera), lo cual les permite usar procedimientos de blanqueo menos rigurosos, que no requieren el uso de cloro, factor tóxico fundamental. De las demás, todas menos Alto Paraná utilizan cloro elemental, la tecnología de blanqueo más contaminante.

papelera.jpg

En 2005, la Cámara Federal de Apelaciones de Tucumán dispuso procesar por contaminación ambiental a los directivos de Papelera del Tucumán .Distinta fue la actitud de los jueces de la Cámara de Apelaciones de San Pedro, provincia de Jujuy, que en diciembre pasado rechazaron el recurso de amparo presentado por el Comité para la Defensa de la Salud, la Ética Profesional y los Derechos Humanos (Codesedh), inicialmente a favor de Olga Márquez de Aredez, quien falleció durante el proceso. Alberto Palacio, representante del Codesedh, explicó que “la acción de amparo contra la empresa Ledesma se originó en la contaminación ambiental producida por el bagazo de la caña de azúcar, destinado a la producción de pasta de papel, que ellos almacenan a la intemperie: en el bagazo se desarrolla un hongo cuyas esporas, diseminadas por la localidad de Libertador General San Martín, causan en sus habitantes la enfermedad llamada ‘bagazosis’, de la cual falleció Olga Aredez”. Codesedh apeló la resolución de la Cámara y deberá intervenir la Suprema Corte de la provincia de Jujuy.
Ricardo Carrere forma parte de la ONG Guayubira, que viene sosteniendo una oposición militante a la instalación de las plantas de celulosa de Botnia y Ence en Fray Bentos –que incluyó la presentación de una carta abierta al gobierno uruguayo firmada por decenas de investigadores universitarios–. Este ambientalista efectuó una investigación en la provincia de Misiones, donde observó que “en Papel Misionero hay una contaminación tremenda del río; apenas han puesto una redecita para que no se note la espuma”. Pero la planta que más interesaba a Carrere era Alto Paraná, que utiliza una tecnología de blanqueo (parcialmente libre de cloro) similar a la que emplearán las fábricas de Fray Bentos. Empezó por advertir el “lamentable estado del río, donde los peces han desaparecido, las aves brillan por su ausencia y el aire huele a huevo podrido”.
Además, el ambientalista se detuvo en un problema que no depende de la tecnología de blanqueo: el reemplazo de la biodiversidad propia de la selva misionera por uniformes plantaciones de pinos: “El sector forestal insiste en llamar ‘bosques’ a los monocultivos de árboles: intentan convencer de que están llevando una ‘reforestación’ pero estas plantaciones no tienen nada en común con un bosque y menos aún con la enormemente diversa selva misionera”, comentó Carrere. Un ejemplo serían los efectos causados por “el polen de los pinos: tratándose de grandes masas de árboles de una o dos especies, todos florecen en la misma época y desprenden enormes cantidades de polen, generando problemas respiratorios y alérgicos”. Otro efecto ecológico impensado es “la invasión de mosquitos”: porque “el alto consumo de agua por las plantaciones de pinos hace desaparecer a las ranas, que controlaban la población de mosquitos”, explicó Carrere.
Esto se articula con las manifestaciones de vecinos del triángulo formado por las localidades de Puerto Esperanza, Puerto Libertad y Wanda, donde viven unas 40.000 personas, en las proximidades de la planta Alto Paraná. Todos ellos pidieron a Página/12 reserva de sus nombres. Es que, según uno de ellos, a quien llamaremos Vecino A, “al principio yo denunciaba mucho pero tuve que dejar de hacerlo cuando empecé a recibir amenazas y la familia me puso un freno”. Este vecino advirtió que “Alto Paraná desmonta hasta la orilla de los cursos de agua y así las aguas se contaminan con agrotóxicos y algunos arroyos, sin la protección del bosque, se secan”. El vecino que llamaremos B afirmó que “cuando se corrió la bola de que compraban tierras, hubo una estampida de colonos queriendo venderles la chacra: por la yerba, que fue hace unos años el oro verde, ahora no pagan más que 18 centavos el kilo; y lo mismo pasa con el té, con los citrus”.
Vecino C contó que “en los cítricos se forman pintitas negras, las mandarinas se secan. Tengo tres árboles de mandarina y ninguno está dando fruta; los vecinos más viejos dicen que, antes de la fábrica, no era así”. Este vecino vive al sur de la planta, adonde “cuando hay viento norte, el olor se siente muchísimo más fuerte. Es nauseabundo”. Y “en los lugares del Paraná donde arrojan el desecho, el río cambia de color, toma un color amarillento, hay peces muertos, qué sé yo qué echan ahí”.
Y, en cuanto a las personas, “aumentaron mucho las enfermedades respiratorias y también las de la piel, y hay mucha gente con distintos tipos de cáncer”, según el Vecino A. “Hay mucha gente con asma, todos los problemas respiratorios se agudizan”, afirmó el Vecino C. Pero “ni los médicos ni nadie quiere hablar –sostuvo el Vecino C–; los efectos ambientales no se pueden demostrar porque el Ministerio de Ecología jamás hizo un estudio, y, si lo hizo, nunca conocimos los resultados”.
La empresa Alto Paraná, por su parte, sostiene que “desde junio de 2002, las operaciones forestales de esta empresa cuentan con la certificación ambiental ISO 14.001, lo que garantiza a nivel internacional que se realizan de acuerdo con la legislación vigente y compromete a la empresa a mantener un programa de mejoramiento ambiental continuo. ISO 14000 es el nombre del conjunto de normas ambientales de la International Organization for Standarization”. Según la firma, “muestra de nuestro compromiso hacia el cuidado del ambiente es la conservación de una reserva forestal de más de 16.000 hectáreas de selva paranaense y 11.000 hectáreas de bosques naturales”.
En contrapartida, según el Vecino C, “las empresas tienen piedra libre: en Celulosa Puerto Piray, hace seis años, el Ministerio de Ecología llegó a labrar un acta por falta de tratamiento de efluentes, pero la empresa amenazó con cerrar la planta y, como todo el pueblo depende directa o indirectamente de ella, la gente misma pidió levantar la medida”.
Fuente: Pedro Lipcovich
Enlace externo:
www.boletinargentino.com
Imagen:www.ecoportal.net


Reservas de agua


Reservas de agua, ¿la próxima fuente de discordia entre países ricos y pobres?
En un mundo con 1.000 millones de personas sin agua potable y con un horizonte que aparece como poco menos que trágico, Latinoamérica escapa a la situación más crítica: podrá abastecer al sector urbano y al agrario.
América latina, junto con Asia Oriental y Africa subsahariana, podría registrar en los próximos 30 años "un gran desarrollo de la agricultura", según el Informe Mundial Sobre el Desarrollo de los Recursos Hídricos, dado a conocer ayer en el que la ONU alerta sobre la gravedad de la crisis del agua en el mundo. El estudio del Programa Mundial de Evaluación de los Recursos Hídricos (WWAP) destaca que estas tres regiones podrían situarse por debajo del umbral crítico a partir del cual un país debe elegir entre abastecer de agua al sector agrario o al urbano. El texto fue elaborado con ocasión del III Foro Mundial del Agua que se celebrará en Kioto, Japón, del 16 al 23 de marzo, y resalta que la inercia de los Gobiernos ha exacerbado en las últimas décadas la crisis del agua en el mundo.
Según una clasificación establecida por el WWAP en 180 países y coincidiendo con las predicciones agrícolas, son muchas las naciones latinoamericanas que disponen de gran cantidad de agua potable por persona y por año. Bolivia ocupa el puesto 16 de esta lista, con 74.743 m3; Perú (74.546 m3) el 17 y Paraguay (61.135 m3) el 19, seguido de Chile y, muy cerca, de Panamá, Venezuela, Colombia, Uruguay, Ecuador y Costa Rica. Las posiciones latinoamericanas se completan con Argentina (21.981 m3) en el puesto 43; Honduras (14.949 m3) en el 53; Guatemala (9.773 m3) en el 67; México (4.624 m3) en el 94; El Salvador (4.024 m3) en el 98; Cuba (3.404 m3) en el 105; y República Dominicana (2.507 m3) en el 126.
Según esta misma clasificación, las tres naciones o territorios más pobres en agua son Kuwait, con 10 m3, la franja de Gaza (52 m3) y Emiratos Arabes Unidos (58 m3), seguidos de las islas Bahamas, Qatar, las islas Maldivas, Libia y Arabia Saudí. Groenlandia (10.767.857 m3), Alaska (1.563.168 m3), la Guayana francesa (812.121 m3) e Islandia (609.319 m3) son los países que disponen de más agua por persona y año. En cuanto a la calidad del agua, estudiada en 122 países, Argentina tiene el número 13, seguida de Cuba (27), España (28), Uruguay (32), Colombia (35), Costa Rica (38), Chile (39), Panamá (43) y El Salvador (49). Les siguen Venezuela (en el puesto 53), Ecuador (56), Perú (59) y Bolivia (67), estos dos últimos pese a su importante capacidad acuífera.
La República Dominicana (76), Honduras (89) y México (106) son los países latinos peor situados en la clasificación por calidad de agua, un ranking que está liderado por Finlandia, Canadá y Nueva Zelanda y de la que el pelotón de cola lo forman la India, Marruecos y Bélgica.
Según el WWAP, el sur de América latina es una de las regiones donde más países comparten ríos internacionales, junto con gran parte de Africa y Oriente Medio, y donde más de la mitad del abastecimiento de agua depende de recursos hídricos compartidos. Entre los criterios utilizados para elaborar esta lista figuran la calidad del agua en superficie, las instalaciones de tratamiento de aguas residuales y aspectos jurídicos como la existencia de regulaciones contra la contaminación, subrayó el WWAP.

aquiferoguarani.jpg


El Acuífero Guaraní puede abastecer durante 200 años a la actual población mundial. es una cuenca subterránea que abarca Santa Fe, Entre Ríos, Corrientes, Chaco, Misiones y Formosa y zonas del Brasil, Uruguay y Paraguay. Su sobreexplotación puede hacerle perder potabilidad y salinizarlo.
Si bien ningún país escapará en los próximos años a los efectos de la crisis mundial del agua, los más afectados seguirán siendo los pobres: el 50 por ciento de la población de los países en desarrollo está expuesta al peligro de fuentes contaminadas de agua. Asia es uno de los continentes con mayores desventajas, pues la contaminación de sus ríos es la mayor del mundo.

Fuente: EFE

Enlace externo: www.clarin.com/diario/2003/03/05
Imagen:buson.net



Impacto ambiental y consecuencias de las represas


Las represas constituyen una de las principales causas directas e indirectas de pérdida de millones de hectáreas de bosques y muchas de ellas abandonadas bajo el agua y en descomposición. De ahí que todas las represas emiten gases de efecto invernadero que aportan al calentamiento global por la descomposición y putrefeacción de la biomasa.

El Derecho a la Salud, y las Enfermedades de las Represas:
Las aguas estancadas de las represas generan enfermedades como la esquistosomiasis que por medio de los caracoles se producen en las aguas estancadas o de movimiento lento, como sucedió en las represas de Kariba, Aswan y Akosombo. Entre otras enfermedades que se asocian con la construcción de las represas están: disentería, diarreas, desnutrición, proliferación inusual de mosquitos, viruela, erupciones en la piel, infecciones vaginales, cáncer, tuberculosis, sífilis, fiebre amarilla, dengue y leishmaniasis. Aunque hay muchas opiniones contrarias, entre los posibles impactos que generan las líneas de transmisión de energía de alta tensión están las malformaciones físicas al nacer; el el aumento de cáncer y leucemia en niños, los tumores cerebrales o problemas en el sistema nervioso.

represa.jpg


En China el cáncer de hígado se ha asociado a la presencia de toxinas cianobacteriales en el agua potable. En la década de los 90 la Universidad de Helsinki estudió el mercurio en embalses tropicales. La concentración de mercurio era siete veces mayor en las personas que comían pescado. Las represas en regiones tropicales producen un ecceso de maleza acuática y de cianobacterias tóxicas. También la actividad minera cerca de los embalses elevan los niveles de mercurio en los peces que se convierte en metilmercurio que afecta al sistema nervioso central. Además, por lo general, los residuos humanos, las aguas negras de los poblados vecinos van a dar a los embalses que tienen poco movimiento de sus aguas.
Como ya hemos visto, la construcción de represas atrae personal externo a la comunidad lo que genera la importación de prostitución y enfermedades de transmisión sexual que se agudiza con la presencia de la policía o el ejército que custodia el proyecto. El paludismo se extendío alrededor de la represa Itaipú; y las fiebres y la malaria se difundieron con mayor rapidez en las represas Sardr Sarovar y Upper Krisna en la India, en Brasil y en otros países de Africa donde la malaraia es la principal causa de muerte. Por lo menos unas 40,000 personas que viven en la cuenca de la Amazonía han sufrido de picazón en los pies y otros impactos en la salud debido a la descarga de aguas sucias de la presa Tucuruí. Con la represa Tocantis se registraron muchos problemas estomacales donde se registraron muchos niños fallecidos luego de beber agua.

external image represa.JPG

El Derecho a la Biodiversidad, y la Extinción Flora y Fauna:
Las represas y los trasvases son la principal razón del por qué el 33% de las especies de peces de agua dulce del mundo se han extinguido, están en peligro de extinción o son vulnerables. El porcentaje aumenta en países cuyos ríos han sido altamente represados – casi un 75% en Alemania-. Un significativo pero desconocido porcentaje de mariscos, anfibios y especies de plantas y aves que dependen del hábitat de agua dulce también están extintos o en peligro de extinción. Las descargas de agua fría de la presa mata algunas especies de peces y toda la biodiversidad que depende de las inundaciones naturales. Desplaza y mata animales de ecosistemas; elimina humedales, fuentes subterráneas de agua, bosques únicos y la fertilidad de las tierras por los sedimentos naturales que ya no llegan. Con la apertura de caminos para el paso de maquinarias y otras infraestructuras obliga a tumbar más bosques y abre la puerta a los traficantes de madera. Tampoco se busca la reforestación en otros lugares con el fin de mitigar sus impactos. A su vez los desplazados destruyen más bosques para su reasentamiento eliminando más biodiversidad.
Algunas represas provocaron que muchos animales se quedaran acorralados en pequeñas islas y murieran de hambre. El almacenamiento genera también especies exóticas de plantas, peces, caracoles, insectos y animales que compitan con los nativos. Los embalses bloquean por kilómetros el paso de peces, insectos y animales terrestres hacia el río arriba o río abajo. Los canales o escaleras para peces como el salmón que han sido construidos a un lado de las represas para dejar el paso a los peces no han tenido éxito.
“(...) impedir el paso de especies de peces migratorios era el impacto ecosistémico más significativo, registrando en más del 60% de los proyectos (...).”
En Norteamérica la construcción de represas es una de las principales causas de la extinción de especies de agua dulce. En Estados Unidos, de tanta presa en el río Colorado su agua ya no llega al mar y en su delta han desaparecido jaguares y garzas y un gran número de pueblos indígenas que ahí pescaban y cultivaban. En el río Columbias entre el 5 y el 14% del salmón adulto pierde la vida en cada una de las ocho represas construidas en él. En Tailandia la represa Pak Mun eliminó 51 especies de animales y se perdieron 11,250 toneladas de peces del sistema del río Senegal. El mar salado o lago Aral en la antigua Rusia, de 67,000 km cuadrados, el cuarto lago más grande del mundo, ha perdido el 50% de su superficie y más del 75% de su volúmen ya que se han desviado los dos principales ríos que desembocaban en él para los cultivos en el desierto. 20 de las 24 especies de peces que tenían han desaparecido. Con la represa Tucurí se perdieron 285 mil has de bosques tropicales y su vida silvestre. En otras regiones han desaparecido camarones y tortugas que no pudieron migrar.
La contaminación del agua en la represa Belem en Brasil generó 300,000 toneladas de carbono expuestos que produjo espuma tóxica y mató a fauna y flora. Durante una visita a Chile en 1998, James Wolfensohn, Presidente del BM, admitió que el apoyo del Banco a la represa Pangue había sido un error, y que el Banco había hecho “un mal trabajo” durante la evaluación del impacto ambiental del proyecto, puesto que la población pehuenche que vive en la zona no fue consultada. Además de un impresionante impacto ambiental de un proyecto insustentable. Pero también la pérdida de biodiversidad por las represas se observa en Honduras, Costa Rica, Guatemala y México.

El Derecho a un Ambiente Sano, y el Cambio Climático:
Quienes defienden las represas hidroeléctricas argumentan que es una fuente limpia de energía. Esto es mentira. Las represas constituyen una de las principales causas directas e indirectas de pérdida de millones de hectáreas de bosques y muchas de ellas abandonadas bajo el agua y en descomposición. De ahí que todas las represas emiten gases de efecto invernadero que aportan al calentamiento global por la descomposición y putrefacción de la biomasa que emite grandes volúmenes de dióxido de carbono y de metano, los dos gases del efecto invernadero más importantes. Por otro lado, el río también va arrastrando más sedimentos orgánicos al embalse aumentando la biomasa en putrefacción. Sin embargo, las represas poco profundas en zonas tropicales cálidas tienen más probabilidad de ser emisoras importantes de gases de efecto invernadero que las profundas en zonas boreales. “Las emisiones brutas de los embalses pueden representar entre el 1% y el 28% del potencial de calentamiento global de las emisiones de gases de efecto invernadero”. “Las represas son únicas entre los grandes proyectos de infraestructura en la dimensión y manera en que afectan la pauta de accceso a recursos, y su distribución a través del espacio, tiempo y grupos de la sociedad”.


Enlace externo:
www.ecoportal.net/content/view/full/47657
Imagen: www.tagnet.org/ bellavista/represa.JPG


Consecuencias de la contaminación

Derretimiento de los Polos, Glaciares y capa helada de Groenlandia



derrpolos.jpg

La pérdida de glaciares y de los casquetes polares durante este siglo puede ser responsable de hasta un 60% de la subida del nivel del mar, lo que supone entre 10 y 25 centímetros; si llegasen a fundirse completamente, el aumento del nivel del agua sería de un metro. Éstos son los resultados presentados hoy en la revista Science por un equipo científico internacional cuyas conclusiones suponen un reto a la opinión más generalizada entre los especialistas, según la cual la pérdida de los hielos que hay sobre tierra firme (en la Antártida y en Groenlandia) sería la responsable de la subida del océano.
Según las mediciones y cálculos realizados por el equipo, dirigido por Mark F. Meier (Universidad de Colorado en Boulder, EE UU), Groenlandia contribuye con un 28% al total de subida del nivel del océano ya registrada, mientras que a la fusión de hielos antárticos corresponde otro 12%. Muchos científicos habían estimado que el derretimiento que están sufriendo esas dos grandes plataformas cubiertas de hielo supondrían el 60% del agua extra que se incorpora al mar.

Sin embargo, son los glaciares (tanto marinos como montañosos) y los casquetes polares los que más agua aportan, ya que vierten actualmente unos 400 kilómetros cúbicos por año, cantidad que está aumentando en unos doce kilómetros cúbicos anuales.

Este nuevo conocimiento tendrá muchas implicaciones en las predicciones del cambio global provocado por el cambio climático, ya que cada tipo de masa helada se rige por sus particulares procesos y efectos.

A las estimaciones de subida del nivel del mar debida a las contribuciones de los glaciares y casquetes polares en este siglo, subrayan Meier y sus colegas, hay que aumentar la subida debida a la expansión térmica del agua oceánica, que puede ser el doble. Los científicos recuerdan también que una subida del nivel del mar de 30 centímetros supone, como media mundial, la inundación de una franja costera de unos treinta metros. Cien millones de personas viven actualmente en los territorios que quedarían sumergidos si el océano subiera unos noventa centímetros.

Meier y sus colegas han trabajado con información tomada desde satélites y aviones, así como con datos medidos directamente en glaciares, casquetes polares, la capa helada de Groenlandia y las capas antárticas del este y del oeste. Además, han incorporado las mediciones de glaciares de montaña -desde los pequeños hasta los más grandes- en Rusia, Europa, China, Asia Central, Canadá y América del Sur.


Glaciar Perito Moreno
miglaciar.jpg

Retroceden los glaciares de Groenlandia


El derretimiento de los hielos dejó expuestas varias islas que hasta ahora no figuraban en los mapas
LIVERPOOL LAND, Groenlandia (The New York Times).- El helicóptero aterriza sobre una línea de rocas entre dos glaciares. Sobre el suelo frío, los pasajeros descargan una docena de bolsos con víveres, un rifle y una garrafa de gas para cocinar.
Dennis Schmitt, explorador de la Universidad de Berkeley en California, había descubierto la isla 645 kilómetros al norte del Círculo Artico, en el este de Groenlandia, en septiembre de 2005. Ahora, un año más tarde, él y una pequeña expedición volvían para escalar picos y documentar la vida vegetal y animal.
A pesar de su ubicación remota, la isla seguramente hubiera sido descubierta hace casi un siglo cuando exploradores como Jean-Baptiste Charcot y Felipe, duque de Orleáns, cartografiaron estas costas. Habría sido descubierta si no hubiera estado unida a la costa por el hielo. Los mapas de la región muestran una península montañosa cubierta de glaciares. La forma característica de la isla -como una mano con dedos huesudos apuntando hacia el Norte- parece el final de la península.

derrgroenl.jpg
Foto: The New York Times


Ahora, donde los mapas mostraban sólo hielo, una cinta veloz de agua oceánica corre entre la costa recientemente expuesta y la pared azul marino de una masa de hielo en retirada. El agua está salpicada por docenas de icebergs.
Por toda Groenlandia y el Artico, las temperaturas crecientes no sólo están derritiendo el hielo; están cambiando la geografía de las costas. Las nunataks -"montañas solitarias", en lenguaje inuit-, que estaban encajadas en los márgenes de la sábana helada de Groenlandia están siendo liberadas de sus antiguos lazos, exponiendo una nueva cadena de islas.

derrgroenldos.jpg

En agosto, el explorador del Artico Will Steger descubrió su propia nueva isla en la costa noruega de Svalbard. Los glaciares que la rodeaban cuando su barco pasó, hace sólo dos años, se habían ido dejando una pequeña isla sola en el océano abierto.
Con una línea de costas de 44.345 kilómetros y miles de fiordos, bahías y estrechos, Groenlandia siempre fue difícil de cartografiar. Ahora su geografía se está volviendo obsoleta.
La súbita aparición de las islas es un síntoma de que el hielo está retrocediendo, dicen los investigadores. Groenlandia está cubierta de 1.014.000 kilómetros cúbicos de hielo, suficiente agua como para elevar siete metros el nivel global de los mares.
Carl Egede Boggild, profesor de física del hielo y la nieve en la Universidad de Svalbard, afirma que Groenlandia podría estar perdiendo más de 129.000 metros cúbicos de hielo por año. "Eso corresponde a tres veces el volumen de todos los glaciares de los Alpes", afirma.

Fuente:
La Nación- Ciencia y Salud- 22/01/07


Enlaces externos:
www.hispanosnet.com/articulos/**derretimiento**_**polos**_acelera_subida_nivel_ mar
Imágenes:
www.greenpeace.org/ raw/image_full/mexico/phot.
www.mercosurnoticias.com/. ../miglaciar.